El Festival de Cans bate su récord de contrataciones llegando a las 132 personas

Una edición más, el Festival de Cans se sitúan cómo uno de los proyectos culturales con impacto social y económico de sus actividades en el ámbito geográfico en el que se desarrolla, dinamizando la economía local e incrementando el número de puestos de trabajo asociados al certamen.

En esta XVI edición se crearon 132 contrataciones a lo largo de los cuatro días de Festival (frente a los 126 puestos de trabajo generados en la pasada edición y a los 110 del año 2017). De esa cantidad, 65 personas fueron dadas de alta por la organización a través de contratación directa para cubrir tareas como servicio de barras, transporte, producción o venta de tickets y merchandising. Además, fueron contratados 15 profesionales autónomos (que realizaron tareas de programación, producción, comunicación o diseño gráfico) y también se hicieron efectivas otras 52 contrataciones a través de empresas que realizaron trabajos específicos para el festival como el montaje de carpas, el sonido, la electricidad, la limpieza, el catering o seguridad. A esta cifra hay que sumar los puestos de trabajo que generó el festival indirectamente en los negocios de hostelería y establecimientos hoteleros del ayuntamiento de O Porriño, que ya colgaban el cartel de completos antes del comienzo del certamen. De este modo, continúa la implicación del Festival de Cans por contratar sus servicios a empresas y al pequeño comercio del ayuntamiento para favorecer a los negocios locales y fomentar la economía de proximidad.

El buen tiempo animó al público a acercarse a Cans durante el viernes y el sábado –día grande del festival–. Los autobuses funcionaron durante estos dos días para transportar desde O Porriño a casi 4.000 personas que acudían a las actividades del viernes por la tarde y a las proyecciones matinales del sábado. Este número supone un incremento de un 30% de traslados con respeto al año pasado. Por otra parte, también es considerable el público que se desplazó en los taxis locales que trabajaron hasta la madrugada desplazando gente desde Cans durante el viernes y el sábado del festival. Otro de los datos que marca el enorme interés y expectación del certamen fue el aumento del tráfico a la web del Festival de Cans que llegó a las 100.000 visitas, frente a las 75.000 que había tenido hace un año.

A pesar del incremento de público, que en esta XVI edición batió su récord histórico con 15.000 asistentes, no hubo incidentes graves que atender en el puesto médico del festival, lo que demuestra el buen comportamiento del público que acude a Cans para divertirse de manera correcta.

Reducir el impacto medioambiental del Festival

En esta edición se redujeron considerablemente el volumen de residuos y de plástico en toda la aldea con la implantación de los vasos reutilizables, un gran paso en la apuesta del festival por reducir el impacto medioambiental, cuidar el entorno y molestar lo menos posible a los vecinos y vecinas de Cans.

La organización también quiere agradecer el trabajo que ejerció la Policía Local, la Guardia Civil de Tráfico, Protección Civil y al personal del Ayuntamiento que trabajaron durante la semana previa y durante el festival para que todo se desarrollará con normalidad y el certamen fuera un éxito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

11 + diez =